Los Mejores Sacos de Dormir Ligeros

Mejores sacos de dormir ligeros

Si viajas a menudo a la montaña o si simplemente vas de camping y quieres ir lo más cómodo posible, nuestra comparativa de los mejores sacos de dormir ligeros te va a interesar 😉

Elegir un buen saco de dormir es una de las cosas más importantes, piensa que descansar es algo primordial cuando te adentras en un mundo lleno de aventuras donde la calidad del sueño juega un papel importante para estar lleno de energía y así continuar tu viaje.

Como hay una gran variedad de modelos y marcas esta guía te puede resultar muy útil para ayudarte a decidir qué saco de dormir ligero es mejor para ti.

Los 5 mejores sacos de dormir ligeros de 2020

Saco tipo momia The Body Source

Este modelo de material sintético es uno de los más completos. La capa exterior de este saco ligero es de poliéster (190T), bastante duradero e impermeable.

La temperatura de confort es de unos 10ºC  por lo que es ideal para las tres estaciones del año. La temperatura límite es de 0ºC, así que indica que también valdría para temperaturas bajas en invierno, aunque personalmente no lo recomendaría para esta estación del año ya que sería bastante justo.

La ventaja de este modelo tipo momia es que a pesar de que tienes menos movilidad, guarda bastante mejor el calor. Además, su capucha cubre bastante bien la zona de la cara y la cabeza por lo que estarás mas refugiado. También dispone de doble cremallera  y cuello con cordón interno sobre los hombros que hará que sea más resistente al viento y todo tipo de corrientes de aire.

Por si todo esto fuera poco, este saco cuenta con un relleno ultra cálido adicional que hará que sea mucho mas cálido y confortable aislándote mucho más del frió que si solo llevara una sola capa.

El relleno que lleva se divide en dos capas, cada una de 150g/m2 lo que es igual a un peso de 300g/m2, ya sabéis que el peso es muy importante, sobre todo si es para realizar rutas en las que tenemos que cargar con todo el material.

Características más importantes
  • Capa exterior: poliéster 190T
  • Interior: 2 capas de fibra hueca de 150 g/m²
  • Dimensiones: 210 x 80 x 55 c
  • Peso: 1,5 kg
  • Las medidas con el saco cerrado serian: 40 x 20 x 20 cm ; 1,7 K

La relación calidad precio de este modelo es muy buena. La bolsa en la que se trasporta es de compresión, esto hace que se reduzca al máximo facilitando su transporte y además lleva una funda interna para que puedas guardar lo que desees, algo que también puede ser muy útil.

Lixada LW180

El modelo de este saco de dormir ligero es 100% poliéster, su peso hace que sea ideal para viajar, ya que apenas pesa 680 gramos.

En esta ocasión es un saco de dormir pensado para estaciones de verano o primavera ya que su temperatura de confort es de 15ºC y límite de confort de solo 9ºC, por lo que sería aconsejable usarlo en tienda de campaña, albergues o cualquier otro espacio resguardado.

Este modelo es multifunción, ya que al abrirlo por completo se convierte en manta dándole doble utilidad, además si deseas puedes conectar dos sacos juntos creando un saco doble para dos personas.

Sus cremalleras son de doble cara por lo que hará más fácil su uso. El tejido es transpirable y suave y la humedad la aguanta bastante bien.

Para transportarlo se usa una bolsa de 4 correas de compresión, de esta forma se comprime al máximo lo que hace que sean aún más ligero y más cómodo de llevar. Su precio también está bastante bien.

Características más importantes
  • Tamaño abierto: 190 x 75cm
  • Tamaño del paquete cerrado: 29 x 12cm
  • Peso: 680g

Saco ligero LMR para alta montaña

En esta ocasión vamos hablar de un saco ultraligero de plumas que como ya he comentado anteriormente,  son sacos de dormir ideales para invierno.

Su calidad es bastante buena a comparación de los sintéticos y aunque su precio sea más alto, merece la pena. Si vas a hacer vivac con temperaturas frías es perfecto.

El relleno de plumón de pato de este saco de dormir es de 1000 gramos y su tejido exterior es de nailon, lo que le hace que sea bastante resistente al agua por fuera y muy calentito por dentro, súper suave e hipoalergénico.

Sus cremalleras son súper resistentes, está totalmente reforzado por lo que combate muy bien el viento. La parte superior del saco te cubre completamente el rostro si así lo deseas, ajustándolo al máximo con una cuerda flexible y se cierra mediante un velcro. Además este modelo incluye un bolsillo interior para guardar lo que desees.

Este saco de dormir ligero estilo momia se pega muy bien al cuerpo y es bastante elástico haciendo que nos ayude aún más a conservar el calor. La temperatura de confort de este modelo es de -5ºC  y la limite es de -10ºC, por lo que incluso vale para alta montaña

Características más importantes
  • Peso: 1,6 Kg. Un peso bastante bueno teniendo en cuenta la temperatura de confort a la que puedes estar.
  • Tamaño: 50 x 80 x 210 cm
  • Tamaño comprimido: 35 x 20 x 20 cm
  • Este modelo está disponible en color azul o en gris, con una diferencia de precio de unos 15€.

CAMTOA

Volvemos a los sacos sintéticos y en este caso hablamos de un modelo ultraligero con un forro de algodón y nailon el los lados exteriores para reforzar su durabilidad además de proteger de la humedad.

El peso de este saco de dormir ligero es de 726 gramos haciendo que sea ideal como por ejemplo para actividades de senderismo como puede ser el Camino de Santiago, ya que sabemos que cuanto menos peso llevamos en nuestras mochilas más cómodo se nos hará el viaje.

Al ser un saco de una temperatura de confort de 9ºC y al limite de 15ºC, lo más adecuando es usarlo para estaciones del año como verano, primavera y otoño. De hecho lo recomendable es hacer uso de este saco siempre y cuando estemos resguardados.

Una vez abierto el saco tiene unas dimensiones de 190 x 75 centímetros, así que es ideal para adultos.

La bolsa de compresión hace que su tamaño se vea reducido hasta 29 cm de altura y 12 cm de diámetro, gracias a que cuenta con cuatro correas que lo reducen al máximo.

Otras cosas que pueden ayudarte a elegir tu saco de dormir ligero es saber que como otros sacos mencionados anteriormente también se convierte en manta cuando se abre por completo y si unes dos sacos juntos se convierte en un saco doble. Otra ventaja es que cuenta con cremallera exterior e interior.

Saco con buena relación calidad precio y con valoraciones muy positivas de parte de otros campistas.

Características más importantes
  • Tamaño: 190 x 75 cm
  • Se comprime hasta 19 x 12 cm
  • Peso: 726 gramos
  • Disponible en azul, rojo y naranja

Inesca Alaska 1000

Llegamos al final de nuestra guía de compra de sacos de dormir ligeros con este último modelo de la marca INESCA, una marca especializada en ropa y material de montaña y todo tipo de actividades deportivas como barranquismo, camping, paseos urbanos, etcétera.

Este saco de dormir ligero es un auténtico saco para aventureros, aquellos que de verdad son apasionados del vivac o alta montaña, este modelo es más caro que el resto de sacos anteriores, pero la calidad y por supuesto la temperatura de confort que este saco soporta es muy superior al resto, por lo que si de verdad quieres vivir auténticos riesgos, ¡este es tu saco!

La temperatura de confort de este saco es de -10ºC, siendo de gran retención térmica. La temperatura límite es de -20ºC y su capucha es ergonómica. Además lleva un alzacuellos anti-frío  y la temperatura extrema de este saco de plumas es de -35ºC, con un refuerzo de calor en los pies. Pero ya sabéis que lo importante es la temperatura de comodidad según la actividad que vayas a realizar.

Su tejido exterior es de poliamida dolby con tacto algodón y su tejido interior Poliéster 20D de alta densidad. Cuenta con relleno de plumas de 1000 gramos compuesto de un 90% de plumón y un 10% de plumas de pato. Esto hace que realmente sea un saco de calidad, confortable y sobre todo muy caliente.

Tiene un bolsillo interior y cremallera antibloqueo y además puedes unir dos sacos juntos, creando un saco doble. Su cuello térmico en construcción 3D mejora el aislamiento.

Características más importantes
  • Peso: 1700 gramos.
  • Dimensiones: Largo: 220 cm, Ancho Hombros: 80 cm, Ancho de Pies: 55 cm.
  • Dimensiones de la bolsa: 38 x 20 cm

Cómo elegir sacos de dormir que pesen poco

¿Quieres saber cuáles son los aspectos a tener en cuenta antes de comprar sacos de dormir ultraligeros? No pierdas detalle de los consejos de compra que te damos a continuación 😉

Peso y volumen

Lo primero a tener en cuenta sobre los sacos de dormir ultraligeros es que precisamente gracias a su ligereza son muy cómodos de llevar. Actualmente las distintas marcas emplean nuevas tecnologías para que el diseño de estos sacos sean más compactos y por lo tanto más ligeros.

Esto puede ser uno de los puntos a tener en cuenta a la hora de adquirir nuestro saco de dormir, ya que nos lo pondrá todo mucho más fácil a la hora de cargar con el. Para eso hay que tener en cuenta el volumen y el peso del saco de dormir cerrado, ya que aunque parezca una tontería la bolsa en la que se transporta también suma peso.

No solo hay que tener en cuenta el peso sino también el volumen, porque puede pesar poco y ocupar mucho espacio en la mochila.

Temperatura

Otro punto clave a la hora de elegir tu saco para dormir es el tema de la temperatura.

Dentro de las características de los sacos de dormir, existen tres escalas a tener en cuenta en base a la legislación europea, una es la temperatura de comodidad o confort, otra la temperatura al límite de confort y por último la temperatura extrema.

Esto significa que según en qué condiciones meteorológicas vayamos a usar nuestro saco de dormir ligero o en que época del año nos encontremos escogeremos uno u otro teniendo en cuenta tus medidas corporales o lo bien que resistas el frío o el calor.

Estas son las temperaturas a tener en cuenta:

  • Temperatura confort: te dice en qué grado de temperatura dormirías bastante bien.
  • Temperatura de confort al limite: te indica en que temperatura empiezas a sentir sensación de frío.
  • Temperatura extrema: te dice a qué temperatura el saco dejaría de ser eficiente para mantener tu temperatura corporal, corriendo riesgo de sufrir hipotermia.

Ahora bien, como ya te he comentado antes, no es lo mismo usar tu saco de dormir ligero en un albergue, hotel o  fiesta del pijama donde siempre estarás resguardado por las paredes, que irte en pleno invierno a la montaña.

Para la primera opción con un saco de dormir de una temperatura de confort de unos 10 ó 12ºC es más que suficiente, en el caso de que lo uses para una tienda de campaña lejos del invierno como puede ser primavera valdría con un saco de 10ºC.

Si en invierno duermes en tienda de campaña lo mas conveniente es que la temperatura de confort ronde los 0ºC.

Eso si, si ya hablamos de deportes extremos donde la temperatura llega a niveles insospechados como puede ser subir a siete mil metros de altura, entonces lo mejor que puedes hacer es comprar un saco de dormir ligero de -20 grados, por ejemplo.

¡OJO! La temperatura que debes tener en cuenta es la de confort, nunca la extrema.

Relleno: sintético o pluma

Esta opción también es bastante importante para elegir sacos de dormir ultraligeros, y todo dependerá del presupuesto que desees gastar según el uso que le vayas a dar.

En el caso del saco sintético, hablamos de un saco que es más recomendable para zonas y estaciones más cálidas, como verano o para usos donde estés más resguardado del frío, como puede ser un albergue.

Este tipo de rellenos aguantan bastante bien la humedad, pero también calientan menos y si queremos que nos sirva para temperaturas bajas habría que equiparlo de tal manera que finalmente haría que fuera más incómodo y pesado de llevar.

Es más económico, pero la calidad es un poco más baja que los sacos de dormir de pluma. Por lo tanto, solo lo recomendamos para usos ocasionales o estaciones en las que la temperatura es más alta.

Si por el contrario buscamos un saco de dormir que guarde bastante mejor el calor y sea de mejor calidad, los sacos de pluma serian tu mejor opción.

Son un poco más caros que los sintéticos, pero a la larga compensan mucho más, ya que un saco de estas características te puede llegar a durar entre 7 y 12 años. Es un poco más voluminoso y pesado que el sintético pero también es verdad que para las temperaturas que pueden llegar a aguantar son bastante cómodos de llevar.

Otros aspectos

Otros detalles a tener en cuenta que pueden ser menos importantes pero no por ello vamos a dejar de prestarles atención pueden ser los accesorios, como por ejemplo que lleve bolsillos interiores donde puedas guardar tu móvil, si la cremalleras se abren del todo convirtiendo el saco en una manta o solo hasta la mitad, si se puede unir un saco con otro…

También existen diferentes factores que complementándolos con tu saco de dormir te harán mucho más fácil aguantar las condiciones meteorológicas como por ejemplo, las esterillas, la ropa térmica, fundas de vivac, sabanas de seda…

A la hora de elegir sacos de dormir ligeros consideramos que estos son los aspectos más importantes, así que a continuación vamos a ver una completa selección de los mejores sacos de dormir ligeros y baratos que esperamos que te guste 😉

¡Vamos a por ello!

Hasta aquí nuestra guía de sacos de dormir ligeros y baratos, una comparativa que esperamos que te haya sido de mucha utilidad.